Disponen reorganización del programa de recompensas tras hallar irregularidades

Debido a la desnaturalización que sufrió el programa en los años 2016 y 2017, así como por irregularidades cometidas en ese mismo período.

1.115

El Ministerio del Interior reorganizará el programa de recompensas, en cuanto a criminalidad organizada, debido a la desnaturalización que este sufrió durante los años 2016 y 2017, así como por denuncias registradas sobre irregularidades en los pagos efectuados en ese mismo período.

La medida fue decidida por el ministro del Interior, Carlos Morán, a partir de dos denuncias de casos acreditados que ocurrieron el año 2017 por la suplantación de un colaborador y otro donde el colaborador fue extorsionado por malos policías para que les entregara el dinero de la recompensa.

Dichas denuncias llegaron a inicios de este año al despacho del ministro Morán, quien dispuso una investigación, la cual fue realizada por la Oficina de Asuntos Internos del Ministerio del Interior e, inmediatamente concluida, ambos casos fueron derivados al Ministerio Público.

A partir de estas denuncias, el titular del Interior ordenó una evaluación integral de dicho programa, la cual evidenció técnicamente que éste se había desnaturalizado por completo de la esencia con la que fue concebido a fines del año 2015.

“El programa nació como una buena iniciativa para capturar a delincuentes que verdaderamente podían ser considerados como los más buscados. Sin embargo, entre los años 2016 y 2017 se masificó exageradamente incluyendo a personas buscadas por delitos absolutamente menores”, explicó Morán.

En efecto, el programa se inició con 30 delincuentes que tenían como característica su alta peligrosidad, el haber cometido delitos de alta lesividad, ser cabecillas de organizaciones criminales y cuya captura representaba un nivel de dificultad para la Policía Nacional.

Sin embargo, en el período 2016-2017 se incorporó masivamente a cientos de buscados por delitos como falsificación de documentos, resistencia a la autoridad, libramiento indebido, entre otros.

Medidas dispuestas

El titular del Interior señaló que estas incorporaciones desmesuradas originaron que la lista de más buscados superara en un momento las 2 mil 500 personas, lo cual no resiste el menor análisis técnico.

En sus tres años de vigencia, el programa ha pagado recompensas por un monto superior a los 15 millones de soles. Pese al dinero invertido en cientos de capturas, no se evaluó su efectividad y la realidad indica que éste no se tradujo en una reducción de los índices de inseguridad ciudadana.

Es por ello, que el Sector, a través del Viceministerio de Orden Interno, ya se encuentra adoptando una serie de medidas destinadas a reorganizar integralmente el programa de recompensas con el fin de que vuelva a su espíritu original.

En ese sentido, se efectuará una depuración masiva de la lista para retirar a los cientos de personas buscadas por delitos menores y se implementarán los mecanismos necesarios para ingresar únicamente a quienes hayan cometido delitos de alta lesividad.

Otra medida importante será el reordenamiento de la asignación de montos por recompensas. “Esto quiere decir, poner menos buscados, pero con mejores montos, en el entendido de que, por su alto nivel de peligrosidad, se justifique que el Estado invierta dinero en su captura”, explicó el ministro Morán.

Adicionalmente, adelantó que se está incluyendo en la lista a los prófugos de los casos de corrupción emblemáticos y complejos como Lava Jato.