¿Estás realmente listo para una entrevista laboral?, por Tatiana Cuadros

15

Te puedo asegurar que posees todas las competencias blandas que te permitirán desempeñarte de manera sobresaliente en el mercado laboral. Pero, ¿te has puesto a pensar en cómo otros te están viendo?

Conozco varias personas que cuando fueron entrevistados no proyectaron su real capacidad y, más bien, dieron un mensaje contrario ya que su lenguaje corporal no acompañaba sus palabras. Recuerda que el 80% de lo que no dices ingresa al cerebro del entrevistador de manera subconsciente o consciente, lo que puede evitar que pases a una siguiente etapa y, por ende, no logres la ansiada contratación.

El lenguaje no verbal incluye tus comportamientos y tu tono de voz y sí, aunque no lo creas, eso afecta siempre el resultado. También es fundamental tu vestimenta, ya que al ser una entrevista profesional debes proyectarte como tal para no restarte puntos.

Por supuesto, debes ir muy preparado a toda entrevista. ¿Cómo? La pregunta tiene una respuesta muy simple en tiempos actuales: fílmate. Primero observa qué estás diciendo y cómo. Mira cómo mueves tu cuerpo, tus manos, y demás. Si es posible practica con alguien que te entreviste y te filme.

Te darás cuenta que mucho de lo que creías sobre tus expresiones como cierto, no lo es. Sin embargo, hay que tener en cuenta que muchas veces esa herramienta no complementará ni reemplazará el cómo revertir ciertas conductas inadecuadas.

En segundo lugar, considera realizar un coaching laboral. Como especialista, cuando los realizo, observo, analizo y después le comunico al cliente -de la manera más detallada- qué está sucediendo y por qué está actuando del modo que lo hace durante la entrevista.

Además, a través de las sesiones te ayudaré a transformarte para que puedas conseguir el trabajo que anhelas y ser más empleable aún, lo cual te permitirá cambiar de puesto o ascender en la jerarquía laboral con mucha mayor facilidad.

Recordemos que ser empleable brinda poder y capacidad de decidir óptimamente, al optar por lo que mejor parezca en base al nuevo y potenciado criterio. En artículos previos he mencionado que ello otorga libertad, pues el cliente logra tomar las riendas de su vida sin estar de expectante de las decisiones del mercado laboral, ya que las respuestas llegarán por default.

Ten muy presente que no se trata de lo que crees que eres ahora, sino de lo que realmente eres y, lo primordial, es el potencial que posees para convertirte en lo que deseas ser. Agendemos un cita aquí.

Los comentarios están cerrados, pero trackbacks Y pingbacks están abiertos.