12 de octubre: Día de la Fiesta Nacional de España

708

El 12 de octubre se celebra la Fiesta Nacional de España, popularmente conocido como Día de la Hispanidad. Una festividad que, según recoge el Boletín Oficial del Estado (BOE) por la ley 18/1987, simboliza «la efeméride histórica en la que España, a punto de concluir un proceso de construcción del Estado a partir de nuestra pluralidad cultural y política, y la integración de los Reinos de España en una misma monarquía, inicia un período de proyección lingüística y cultural más allá de los límites europeos».

El 12 de octubre de 1492 una expedición capitaneada por Cristóbal Colón llegó a la isla Guananí (San Salvador) en el archipiélago de las islas Bahamas. Un descubrimiento, o el primer contacto europeo con América, que se sumaba a la unión de Castilla y Aragón de la mano de Isabel y Fernando (los Reyes Católicos), la conquista de Granada y la gramática de Nebrija, para simbolizar esta fecha como día clave en la historia del país. Este acontecimiento marcó un antes y un después en la cultura hispana.

Aunque esta fiesta comenzó a celebrarse durante el reinado de Alfonso XII, sería con la dictadura franquista, en 1958 cuando se consolidaría, pasando a ser una festividad legal y regulada por el Estado.

Pero, con la caída del franquismo y la llegada de la transición, en 1982 el primer BOE publicó un real decreto ratificando el 12 de octubre como «Fiesta de España y la Hispanidad».

Sería en 1987, cuando el BOE establecería definitivamente el término a celebrar el 12 de octubre: «Día de la Fiesta Nacional de España». Una norma que omite la denominación de «Día de la Hispanidad» y viene a diferenciarse claramente del 6 de diciembre cuando se celebra la aprobación de la Constitución de 1978.

La celebración incluye el desfile militar al que acude el Rey, la Familia Real, el Presidente del Gobierno, los poderes del Estado y la presencia de numerosos líderes autonómicos.

Polémica en torno a la celebración

Pero el Día de la Fiesta Nacional no ha sido acogido en España con la misma popularidad con la que sí lo han hecho en Francia o en Estados Unidos con los días 14 y 4 de julio, respectivamente.

Entre las razones, algunas fuerzas políticas y diversos colectivos cuestionan esta conmemoración por considerar que tiene connotaciones colonialistas y militaristas, aludiendo al trato que los indígenas americanos recibieron por parte de los españoles. En Cataluña, por su parte, los partidos e identidades independentistas eluden de este día bajo el lema ‘Res a celebrar’ (‘Nada a celebrar’), algo en lo que han insistido la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, o el Ayuntamiento de Badalona. Por último, el desfile militar ha motivado numerosas críticas debido al elevado coste que suscita para algunas formaciones en el Estado.