Alan García: «Primero soy presidente, enjuícienme después»

1.454

El ex presidente Alan García se presentó en el programa La Hora N para conversar sobre su participación en el CADE.

El periodista Jaime de Althaus le consultó al líder aprista sobre la ley del AFP con la cual la gente puede retirarse con el 95% del fondo guardado. Alan García se mostró con una postura ambivalente «Creo que soy partidario del ahorro, no funcionó con la ONP porque el Estado es muy irresponsable.» El aprista cree que un ahorrista tiene el derecho de tomar sus ahorros para decidir invertirlo en vivienda. Pero considera que fue una medida extrema la decisión del Parlamento. «La tasa de jubilables sería 80 mil pero como vienen de a on seria pequeño.» Según los cálculos del ex presidente, serìan 1500 dólares el ‘pequeño’ monto que sería retirado de las AFP. «Creo que no tiene el efecto justiciero que quiso el Parlamento».

Respecto a la informalidad, García cree que es un proceso de largo plazo y que por tanto funcionaría mejor si el país se encontrase creciendo vigorosamente. Recordemos que en el CADE, el aspirante a la presidencia no presentó medidas para frenar la informalidad. En el programa periodístico también mostró desconfianza frente al tema «No hay que confundir los buenos deseos con empujar a la gente que va escoger otros caminos.» Asimismo negó  relación entre «reducir el impuesto y reducir la informalidad»  basándose en el ejemplo de Guatemala.

En cuanto a la rigidez de la situación laboral, García señaló que cualquier sociedad en la que se empieza a sentir el retroceso, la política tiende a inflexibilizar porque siente rígida la tensión». Por otra parte, encontró que el Tribunal Constitucional tiene deficiencias porque no se pondría de acuerdo. El despido ‘sin causa’ -como lo llama el ex presidente- tiene una penalidad, pero el TC está optando por el camino más caro según contó. «Yo soy pro trabajador pero también necesito crear trabajo», añadió García.

Elecciones

«Tres meses antes de las elecciones que gané en el 2006, DATUM y APOYO me daban 8% y Lourdes capitaneaba con 37%», así se demostró my confiado Alan García. Respecto a los sueldos de funcionarios en su anterior gobierno, también García respondió «Hace unos momentos expliqué que lo que se considera un error fue en ese momento muy importante». Asimismo, señaló que, de aumentar 1000 soles a cada trabajador, «nos quedamos sin nada». «No volvería a tomar las mismas medidas de mi anterior gobierno», confirmó.

Descentralización

Si bien el nivel regional local funciona adecuadamente para el ex presidente, a nivel de gobierno departamental el panorama no es el mismo «Existen casos monstruosos en Áncash», dijo refiriéndose García a los casos de corrupción.

«Yo no entiendo como la constitución del gobierno de Fujimori le quitó esa autorización al Parlamento(…) cuando no se cumplen los objetivos, el Poder Legislativo debe intervenir.» Así criticó al padre de la candidata del fujimorismo, Keiko.

Partidos

García cree que como los partidos tienen sede en Lima, hay un repudio de parte del pueblo provinciano hacia ellos. También se refirió al voto preferencial como el «cáncer de los partidos». Por otra parte reconoció las fallas que tuvo durante sus dos mandatos. «Un hombre de estado asume sus errores», señaló.

Minería

García comparó a países del extranjero con el Perú diciendo que afuera se da bienvenida a la entrada de capital. «(Si) viene el comunista y nos dicen aquí no puede haber economía, le disparan».

También formuló propuestas de diálogo con las comunidades para fortaleces la economía. «Vamos a crear el canon comunal para interesar a las comunidades». Recordemos que García tenía como primera propuesta repartir dinero a cada comunero, por lo cual fue muy criticado.

«Primero soy presidente, enjuícieme después», dijo el ex mandatario por los presuntos actos de corrupción que se le imputan.

Seguridad

«Estamos sentados aquí gracias a que los militares pusieron en pellejo por nosotros», insistió García con preparar a los militares para insertarlos en zonas calientes.

El ex presidente también está de acuerdo con la actual primera dama, Nadine Heredia, en modificar la justicia peruana por lo que afirmó se encargaría de aumentar la cantidad de jueces para poder agilizar el fallo de más de un millón de expedientes.