Arabia Saudita bombardea la capital y un puerto de Yemen

1.129

La acción es una respuesta a los ataques realizados recientemente por parte de los rebeldes, que lanzaron 16 misiles, dañando entre otros objetivos una estación de distribución de Aramco.

La alianza militar encabezada por Riad realizó como acto de represalia un bombardeo en Sanaá, capital de Yemen, y en el puerto de Al Hudeida, después que Arabia Saudita fuera atacada por los rebeldes hutíes ayer viernes (25.03.2022). Este ataque de los insurgentes alcanzó, entre otros objetivos, unas instalaciones petroleras de Aramco en Yeda.

El bombardeo de la aviación saudí en la ciudad de Al Hudeida (en el oeste del país), donde se encuentra el principal puerto de Yemen, y que al igual que la capital, está bajo control de los insurgentes, originó un gran incendio en unos depósitos de combustible en la zona portuaria, indicaron algunos testigos presenciales. El ataque saudita dejó al menos ocho personas murieron y cuatro resultaron heridas, según medios locales.

Tras la agresión, producida de madrugada, se pudo observar desde la ciudad, emplazada en la costa del mar Rojo, una gran columna de humo negro levantarse desde las instalaciones atacadas. Además, la televisión Al Masira, afiliada a los hutíes, aseguró que los bombardeos saudíes en Al Hudeida golpearon también una estación eléctrica.

Hospitales repletos a causa de la guerra y la pandemia del Coronavirus.

En Saná, las bombas cayeron en el patio de la compañía petrolera Safer, controlada por los rebeldes. Además, Al Masira informó que el puerto hutí de Salif, al norte del de Al Hudeida, también fue objetivo de las operaciones saudíes, mientras que en la noche del viernes los aviones saudíes atacaron unos cuarteles militares y una estación de combustible en Saada, bastión rebelde situado 190 kilómetros al norte de Saná.

Estos bombardeos se producen un día después de que los rebeldes hutíes lanzaran una tanda de al menos 16 misiles y drones contra distintos objetivos en Arabia Saudita, que alcanzaron entre otros objetivos una estación de distribución de derivados del petróleo en Yeda.

Daños tras un ataque que mató a 8 personas en Adén, puerto de Yemen, en el 2021.