Bélgica: Alerta máxima ante presencia de islamistas en Bruselas

614

Desde ayer, caminar por las calles de Bruselas, en el corazón de Bélgica, debe parecerse mucho a recorrer una zona de guerra: un metro clausurado desde el sábado, militares armados con sub fusiles que se mezclan entre los asustados pobladores; bares, tabernas y restaurantes cerrados por miedo a que se repitan hechos como los del viernes 13 en París. Todo parece indicar que el próximo golpe del Estado Islámico podría llevarse a cabo en esta ciudad.

LEA TAMBIÉN: Francia, a 10 días del atentado, ¿Qué más ha ocurrido?

Las alarmas están prendidas desde que Abdeslam Salah -el cerebro que maquinó y planificó los siete ataques simultáneos en la capital francesa- huyera a la capital belga buscando un refugio temporal para poder escapar con éxito a Siria. Uno de los supuestos hombres que trasladó a Salah de París hasta Bruselas afirmó que el terrorista portaba ‘una chaqueta grande’ en cuyo interior podría haber un cinturón de explosivos. Así también, amigos de Salah indicaron a la cadena de noticias ABC, que conversaron con él vía skype y que él les confesó estar escondido en Bruselas tratando ‘desesperadamente’ de volver a Siria.

Por el momento, el gobierno belga ha comenzado a tomar medidas preventivas y ha exhortado a la población a no reunirse en multitudes. Así mismo, el primer ministro Charles Michel aseguró tener ‘información precisa’ sobre posibles ataques en ‘varios puntos’ de la ciudad que, desde la mañana del sábado, se mantiene en Estado de sitio.

LEA TAMBIÉN: [VIDEO] «París se derrumbará», amenazó nuevamente el Estado Islámico

El ministro del Interior belga, Jan Jambon, señaló que no levantarán las medidas de emergencia en la ciudad hasta que Salah no sea capturado. Así también, no descartó que otros «sospechosos de terrorismo» intenten un atentado en el país europeo.