Cardenal Barreto: Esta división nos llevará a la ruina

873

El cardenal Pedro Barreto hizo un llamado a los poderes del Estado para lograr un entendimiento y terminar lo antes posible con la crisis generada en el país.

En diálogo con Radio Nacional, el también arzobispo de Huancayo señaló que no aceptaría ser el mediador entre el Gobierno Nacional y el Congreso de la República.

“Jesús en su época también había división de los poderes, el religioso, político y empresarial, y él decía: ‘todo reino dividido va a la ruina’. Esta división que vive el país, es un país que va a la ruina. Estamos cerca de cumplir 200 años de independencia y la historia es una historia de corrupción desde el principio”, manifestó.

“No aceptaría ser mediador entre el Ejecutivo y el Congreso. Aquí no se trata de una persona. Estoy convencido de que hay instituciones. No es el presidente del Congreso, o del Poder Ejecutivo, o del Poder Judicial, o los nuevos candidatos que puedan haber (los que) van a salvar al Perú. O nos salvamos todos juntos o nada”, agregó.

Pedro Barreto, por otro lado, opinó que detrás de ciertos políticos hay grupos de poder con motivaciones particulares.

“¿Qué cosa hay detrás de esa división? ¿Qué la motiva? En toda división hay intereses de grupo. Allí está la pugna, no se busca el bien de todo el Perú. Son intereses de grupo, de ideología, sea de derecha o de izquierda”, indicó.

“Hay política partidista de grupos que quieren el poder, pero con motivaciones subalternas. Uno se pregunta por qué tantos políticos, por qué el ansia desmedida de servir políticamente y estamos viendo que la política es para servirse de la política del poder que el pueblo le da para beneficio personal o para beneficios de grupo”, resaltó.

ADELANTO DE ELECCIONES

Por último, al ser consultado por la propuesta del Ejecutivo de adelantar las elecciones al 2020 como una vía de salida ante el entrampamiento político, Barreto destacó la necesita de dialogar.

“Ante la urgencia de la unidad del país, tenemos que agilizar los procesos de un diálogo alturado y respetuoso para buscar qué es lo mejor. El Ejecutivo ya ha manifestado su opinión, el Congreso tiene que ponerse de acuerdo, pero no en un conflicto, sino en un camino a seguir”, finalizó.