Chile: Arzobispado exige renuncia de monja violada

352

Una monja integrante de la congregación de las Clarisas Capuchinas fue víctima de violación sexual dentro del claustro de la Santísima Trinidad, lugar donde residía. La hermana ha iniciado un proceso legal contra el Arzobispado de Santiago de Chile.

La víctima, identificada como la Hermana Francisca, contó en un reportaje para la TVN de Chile, contó con detalle como sucedieron los hechos.

En el año 2012, la Madre Superiora del convento de claustro donde se alojaban las demás monjas permitió el ingreso (e incluso pernocte) de una cuadrilla de trabajadores que realizarían labores de restauración eléctrica en el recinto. Francisca fue designada al cuidado y ayuda de los hombres, en especial en su alimentación.

Uno de los trabajadores demostró una especial gentileza para con Francisca. El hombre, identificado como Hermán Ríos, cerca al mes de octubre del mismo año, se percató de que la salud de la hermana no se encontraba al 100%. Por este motivo, y fingiendo su gentileza característica, ofreció acompañar a Francisca a sus aposentos para que descanse.

Lo siguiente es indignante. Ríos se encerró en la habitación con la hermana y procedió a violarla. Francisca permaneció callada por “miedo y vergüenza”. Sin embargo, a los 3 meses le informaron que se encontraba embarazada.

Muy por lejos de ser respaldada por sus compañeras, terminó por retirarse del claustro tras ser acusada de hurto y de ser la culpable de la violación.

Con el apoyo de una ONG local y la Policía de Chile, en 2015 Hermán Ríos fue condenado. Sin embargo, a Francisca se le negó el retorno a su orden y claustro. Por este motivo, la monja ha empezado un proceso legal en contra del Arzobispado de Santiago.