Colegio en China combina el fútbol con artes marciales

518

En la escuela Tagou, de Dengfeng, China, los estudiantes practican fútbol implementando técnicas del kung-fu. Con patadas y volteretas tienen la esperanza de que esta combinación logre que China sea potencia mundial en fútbol.

“Nosotros responderemos a la llamada de la patria”, explica el entrenador Sun Dawei, pues el presidente Xi Jinping es un gran apasionado del fútbol, y desea que China sea una superpotencia en este deporte para el 2050. El año pasado, Tagou abrió su selección de fútbol, con 1,500 jóvenes miembros, tanto hombres como mujeres.

“Buscamos combinar el fútbol con las técnicas de artes marciales de los monjes de Shaolin, con el propósito de crear un concepto original“, agregó el entrenador. Considera que con la base del kung-fu, los jóvenes han aprendido a saltar en el aire, y también cuentan con una flexibilidad y una fuerza física que los ayuda para jugar al fútbol.

“Somos la mejor escuela de artes marciales. No hay ningún motivo por el que no lleguemos a ser también la mejor del país en otra disciplina”.