Empezó la feria electoral, por Edwar Diaz

1.094

Se inscribieron 22 listas, tan solo en Lima hay casi 800 candidatos al Congreso en carrera. Pronto la campaña calentará, nuevos y viejos rostros aparecerán en las entrevistas de radio y televisión, y estos mismos inundarán las calles con abrumadora publicidad. Aquí un microcomentario sobre los partidos más resaltantes:

El primer partido de la cédula es Vamos Perú, del chalaco Juan Sotomayor, que lleva como cabeza de lista al ex humalista Carlos Torres Caro (de la época del polo rojo) y entre sus integrantes a Mariela Zanetti. Sin comentarios.

Sigue la izquierda, esta vez fraccionada. El Frente Amplio apunta a pasar la valla llevando como cabeza de lista a Carlos Fernandez Chacón, el ex candidato a la alcaldía de Lima que resaltó en el debate no solo por su parecido a Chespirito sino también por su buena performance. La ventaja de este partido es que la flor es el símbolo representativo de la izquierda.

Ubicado un poco más abajo está Podemos Perú, partido del dueño de la Telesup, encabezado por el histriónico Daniel Urresti, con cuya popularidad pretende arrastrar a otros, entre ellos, al hijo de Pepe Luna. Sin duda, dinero es algo que no faltará a su campaña.

Bajo el liderazgo de la veterana Martha Chávez, el fujimorismo apuesta por recuperar el electorado perdido. Para ello, Fuerza Popular ha convocado a nuevos cuadros, así como al disuelto congresista Juan Carlos Gonzales. Veremos hasta dónde llegan sin la maquinaria de Keiko. No olvidemos que existe el voto duro fujimorista.

Con elenco de figuras recolectadas de todos lados, aparece Alianza para el Progreso, lista encabezada por el ex humalista Omar Chehade (de la época del polo blanco) a quien, supuestamente, Nadine le recomendó caminar derecho. A él se suma la ex toledista Carmen Omonte y diversas figuras distritales. No dudamos de su fuerza en el norte del país, pero en Lima APP siempre fue débil.

Patria Segura tiene en los primeros lugares a tres personas que merecen ser mencionadas: el ex gobernador de Ica Fernando Cillóniz; a Renzo Reggiardo, quien perdió las elecciones de la alcaldía de Lima por no querer debatir; y a Eloy Chávez teniente alcalde de Villa El Salvador y padre del alcalde de Villa María del Triunfo, alguien muy ligado a los hermanos Iñigo. A mirar el uso de los recursos públicos en estos distritos.

Un deslucido Somos Perú sin Susel Paredes pretende pasar la valla con el capital político en Lima Norte del ex toledista Renán Espinoza y el de otras figuras distritales que tuvieron relativo éxito en las pasadas elecciones municipales.

Comentario aparte merece Solidaridad Nacional, donde dos controversiales ex fujimoristas lideran la lista seguida del ex toledista Luis Solari. ¿Qué tienen en común? Ni idea. Aunque cierto tufillo ultra conservador se huele por allí. Más abajo están personas cercanas a Castañeda, como el ex regidor Wilder Ruiz.

El Partido Morado se encuentra en crisis con la amenaza de exclusión de Alberto de Belaúnde y Gino Costa, sus dos figuras emblemáticas. De confirmarse la exclusión ¿podrán pasar la valla con la fuerza de Daniel Mora y Zenaida Solís? En dicho caso conoceríamos la capacidad de endose de Julio Guzmán.

El Apra es otra de las ¿fuerzas? amenazadas con no pasar la valla. Su renovación consiste en priorizar a Mauricio Múlder y Nidia Vílchez y colocar más abajo a sus jóvenes figuras, a menos que por renovación hayan entendido darle prioridad a Mijael Garrido-Lecca antes que a sus jóvenes militantes.

Sobre UPP solo queda preguntarnos ¿en qué momento el partido que fundó Javier Pérez de Cuéllar para enfrentarse a la dictadura fujimorista devino en lo que ahora es? Antauro Humala, quien se encuentra impedido de ser candidato al encontrarse cumpliendo una pena privativa de la libertad, pretendió ser cabeza de lista.

Sobre Juntos por el Perú, la apuesta de Verónika Mendoza con su nuevo amigo Yehude Simons, no haremos mayor comentario, salvo la rescatable presencia de Julio Arbizú. Resulta curioso que el discurso de paridad y alternancia de Verónika no se refleje en la composición de su lista, pues entre los cinco primeros solo aparece una mujer.

El PPC confía en el capital político de Alberto Beingolea para pasar la valla electoral. Con él va el ex contralor Fuad Khoury y algunas figuras municipales se suman para empujar un coche amenazado por revelaciones de un supuesto financiamiento de Odebrecht en el pasado.

Acción Popular, el partido que lidera todas las encuestas, curiosamente lleva en su lista a nuevas figuras. Una suma de profesionales y dirigentes de sus bases distritales conformarían la primera minoría del futuro parlamento. Como consecuencia de su democracia interna, en los primeros números se han ubicado mujeres y jóvenes.

Perú Libre nos muestra una vez más su apuesta por personajes pintorescos. Llevó como candidato a la alcaldía de Lima a Ricardo Belmont y ahora como cabeza de lista se encuentra Isaac Humala. El comentario se cuenta solo.

Finalmente, aparecerá Contigo, los ex ppkausas o lo que queda de ellos (obviamente sin ninguna cercanía con el presidente Vizcarra), bajo el liderazgo de los congresistas disueltos Juan Sheput y Gilbert Violeta. Al parecer, el partido de PPK tiene las horas contadas. Cayó tan rápido como subió.

Lucidez.pe no necesariamente comparte las opiniones presentadas por sus columnistas, sin embargo respeta y defiende su derecho a presentarlas.