Hace un año el exministro Aurelio Pastor salió en libertad

308

El 13 de noviembre del 2015, la condena de Aurelio Pastor, abogado, excongresista aprista, y exministro de Justicia, fue anulada. Había sido condenado por el delito de tráfico de influencias.

 

POR QUÉ FUE ENCARCELADO

En septiembre del 2012, la exalcaldesa de Tocache -provincia de San Martín-, Corina de la Cruz, tenía dos procesos en su contra. Uno de ellos era penal, por difamación agravada, y el otro de corte administrativo ante el JNE, con respecto a un pedido de vacancia. Ella acudió al abogado Pastor para que la ayude con su caso.

Cuando aceptó apoyar a De la Cruz, Pastor ya no era ministro, entonces, ejercía su rol como abogado privado. Durante el caso, debido a las amistades que tenía en la Fiscalía y el JNE, logró dilatar el proceso, agilizar trámites y resolver el caso a su favor. Lo que se ejecutó fue demorar la notificación de la suspensión de la alcaldesa en el proceso de vacancia para que se sobrepase del plazo legal. De tal manera, se evitaría que De la Cruz fuese suspendida de su cargo.

La exalcaldesa grabó conversaciones que tuvo con Pastor. Luego las utilizó para argumentar que el abogado le ofreció venderle “influencias”, mostrando frases como “cualquier cosa en el Jurado, no se consigue con plata, se consiguen por amistad”, o “hay que pedirle al fiscal que no solamente lo saque a favor sino que lo resuelva rápido”. Señaló que  Pastor le solicitó S/.60 mil para que sus contactos la apoyen a conseguir su librartad: “Yo ya te puse el número, me lo pagarás cuando regreses a la alcaldía”,

En mayo del 2015, la Corte Superior de Lima confirmo en segunda instancia la sentencia al exministro por el delito de tráfico de influencias, un delito de corrupción. Su condena era de cuatro años de cárcel efectiva, así como el pago de una reparación civil por S/. 100 mil a favor del Estado. Fue trasladado al penal de Piedras Gordas II en Ancón.

 

POR QUÉ FUE LIBERADO

Para la Sala Penal Permanente de la Corte Suprema, la conducta de pastor fue propia del ejercicio profesional del abogado, en calidad de “gestor de intereses jurídicos”, una modalidad admitida por el Código de Ética del Colegio de Abogados de Lima.

La defensa de Pastor, a cargo de César Nakasaki, planteó un recurso de casación en contra del fallo, el cual exculpa a Pastor al determinar que sus actos se encontraban dentro de sus funciones de abogado.

Por lo tanto, tras seis meses de encarcelación, la Corte Suprema absolvió y liberó al exministro, pues sus miembros consideraron de forma unánime que Pastor no había cometido ilícito alguno al prestar sus servicios de abogado a la exalcaldesa.