Lourdes y Madeleine, ¿Cayó el último bastión del PPC?

440

¡El domingo ha caído el último bastión del PPC!. Manuel Velarde Dellepiane -candidato por el PPC para la alcaldía de San Isidro- ganó con un ajustado 29,58% a la señora Madeleine Osterling –candidata de Fuerza Popular- quien obtuvo 27,94%. Pero esta victoria, no se puede disfrutar como tal.

Para que Velarde gane, fue necesario que la misma Lourdes Flores Nano –quien fue candidata presidencial- lo acompañe en sus recorridos por el distrito. Pero no sólo ella, pues también destacó, por lo curioso, que otro candidato presidencial (PPK) se haya pronunciado a favor del PPCista olvidándose que su candidato era otro. Ya el señor Barúa –candidato oficial de PPK para San Isidro- también se pronunció y dejó muy mal parado a PPK y a sus recientes respaldados.

El triunfo PPCista se ganó voto a voto y no cabe duda que sus ya experimentados personeros, quienes más de una vez vieron perder a su partido en mesa, fueron los que lograron la tan ajustada victoria. A decir verdad, no sé a qué juega el presidente del partido, pueshan tenido una desastrosa campaña en Lima y casi pierden San Isidro, su último bastión. El PPC es el segundo gran perdedor de estas elecciones ediles y el señor Raúl Castro –presidente del PPC- debería renunciar por el bien de su partido, hacerlo por convicción si realmente cree en el.

Al margen de quién será el nuevo alcalde de San Isidro y de las burlas y comentarios negativos hacia Madeleine Osterling, ella ha tenido una victoria, una victoria política. Recordemos que según las encuestas que se realizaron en el distrito a 4 semanas de las elecciones, la señoraOsterling se ubicaba en un quinto lugar frente a una clara preferencia que tenía el PPCista. Fue en las últimas semanas que la candidata repuntó gracias a una interesante campaña que la puso en el ojo e interés no solo de San Isidro, sino de todo Lima y tal vez de otros peruanos. Como es lógico, su rápido crecimiento trajo consigo una “contracampaña” que al parecer aún no ha terminado y que no hace más que convertirla en un referente o personaje de quién hablar.Parece que esta nueva “reina sin corona” ha llegado a la política para quedarse. No pasó inadvertido que no le haya temblado la mano para llamar en vivo a Lourdes Flores, quién ya se victoriaba el triunfo en San isidro en el programa “Cuarto Poder”, cuándo las encuestadoras daban un estrecho margen entre los candidatos y la ONPE aún no se había pronunciado.

No quiero cerrar esta tribuna sin desearles a Manuel Velarde y Luis Castañeda los mejores deseos para su gestión, aunque no haya votado por ellos.