Ministra Flor Pablo llama a trabajar por una educación igualitaria

En visita a Arequipa, pide llegar al Bicentenario con un Perú con valores, sin discriminación, ni corrupción.

395

La ministra de Educación, Flor Pablo, pidió hoy trabajar por una educación igualitaria para llegar al Bicentenario “con un país en donde no haya discriminación, desigualdad, ni corrupción. “Con un Perú cuyos ciudadanos refuercen su identidad bajo el abrazo del otro”, apuntó.

La titular del sector invocó a los jóvenes a mirar el Bicentenario como una oportunidad para generar reflexión y alcanzar un país viable y democrático y ser además parte del cambio y no esperar más años para alcanzar el país que queremos.

Fue al inaugurar, en las instalaciones del Claustro Mayor de la Universidad Nacional de San Agustín (UNSA), en Arequipa, la Semana Bicentenario, donde durante tres días se desarrollarán actividades académicas, culturales y artísticas con miras a celebrar 200 años como República.

Luego habló con los universitarios en el marco de Cabildo 21, evento que congrega a jóvenes – que durante dos días – presentarán propuestas y proyectos para alcanzar el país que imaginamos, donde no exista desigualdad, prevalezca los valores, seamos inclusivos y democráticos.

Posteriormente, la ministra de Educación se trasladó a la plaza del distrito de Yanahuara donde se desarrolla la feria de valores que cuenta con talleres interactivos, conversatorios y ferias en espacios públicos, destinados a promover la identidad nacional, entre otros temas.

Previamente, Pablo visitó el Colegio de Alto Rendimiento de Arequipa, donde afirmó, ante alumnos y docentes, que la educación tiene un gran poder transformador y que “si nuestros estudiantes avanzan, avanza toda una generación”.

“El país necesita su compromiso, porque ustedes son los maestros del Bicentenario y tienen que ser los mejores”, anotó.

Pablo, finalmente, pidió a los jóvenes que no sean tolerantes con la corrupción y que cultiven la honestidad y el respeto para que el país siga avanzando luego de 200 años de vida republicana.