¿Renovación política con los mismos?: Elecciones congresales 2020; por Victor Avendaño

357

Después del escenario del cierre del Congreso de la República, diversos congresistas disueltos, entre ellos del sector de Fuerza Popular y del Apra, se mostraban en oposición a dicha medida optada y anunciada por el presidente de la República, en un lunes 30 de septiembre por la tarde, argumentando que estábamos ante un golpe de Estado y que, por ende, iban a desconocer cualquier proceso de elección para elegir un nuevo Congreso siguiente.

Sin embargo, hoy dicho clima, en el que para muchos fue adverso, parece haberse disipado y superado con la ya anunciada participación de las veinticuatro organizaciones políticas nacionales con inscripción vigente en la actualidad. Mientras tanto, Fuerza Popular y el Apra, así como los otros partidos políticos que tuvieron representación en el anterior Congreso, con esta acción de participación en el 2020 están legitimando la disolución.

Siguiendo el cronograma electoral que, entre el 11 de octubre y 6 de noviembre es el periodo para llevar a cabo democracia interna. Recientemente, en al menos algunas de las organizaciones políticas vigentes realizaron sus internas con la concurrencia de votación y elección sus militantes partidarios, en donde algunos prefirieron armar listas cerradas y otros no.

Frente a ello, no sorprende en ningún extremo que los candidatos a las elecciones congresales del 2020, sobre todo del fujimorismo y del Apra, vuelvan a ser Mauricio Mulder y Martha Chávez yendo esta vez como cabeza de lista en el aprismo y del fujimorismo. Ahí, entonces cabe preguntarnos y reflexionar, ¿de qué renovación política estamos hablando? Cuando son los mismos dinosaurios del status-quo político de siempre que tienen ansias de volver al Congreso, porque están con la sangre en el ojo con lo acontecido a la disolución del mismo, engañando a la población bajo una premisa de defender la Constitución. Asimismo, difícil aún comprender el porqué ciertos partidos políticos a través de sus cúpulas partidarias se rehúsan en apostar por la renovación no solo de sus cuadros políticos de militantes, sino, también en el plano de las ideas y pensamientos, para así mostrar aires de cambios y servicio de cara a la sociedad.

Finalmente, se debe enfatizar que hoy los peruanos somos más críticos y vigilantes que antes en torno a los sucesos políticos, sociales y económicos que han estado acaeciendo en los últimos años en el Perú. De esta manera, es deber de las organizaciones políticas presentar a sus mejores cuadros políticos preparados, habiéndose ya énfasis en sus listas la visibilización de jóvenes, mujeres, indígenas y LGBTIQ+. Ahora bien, las posibilidades de que en el próximo Congreso exista una mayoría aplastante son muy nulas, por lo que las fuerzas políticas que resulten pasar la valla electoral, tendrán que concertar y ceder en algunas negociaciones políticas, a fin de tomar decisiones trascendentales para la reforma política, judicial, social y laboral.

Lucidez.pe no necesariamente comparte las opiniones presentadas por sus columnistas, sin embargo respeta y defiende su derecho a presentarlas.