Todo lo que dijo Juan Luis Cipriani en su sermón de Fiestas Patrias

207

El cardenal de Lima, Juan Luis Cipriani Thorne, durante su homilía con motivo de las Fiestas Patrias, fue crítico con el sector Salud y expresó que el actual Gobierno deberá poner especial atención en mejorarlo. Además, consideró que el Estado no debe abordar temas como derechos reproductivos y políticas para la comunidad LGTBI.

“La salud da pena, no es un problema de este gobierno, son años y años en que la gente humilde mira con pánico si se enferma porque no va a ser atendida. Son años en que la salud de los pueblos más alejados realmente es un peligro permanente. Soy hijo, nieto y hermano de médicos, realmente es muy penoso el ver cómo en las zonas más alejadas con sencillez te dicen que tienen que ir a Lima y aquella familia dice cómo, donde, a qué sitio”, dijo Cipriani.

En otro momento, el jerarca de la Iglesia Católica en el Perú consideró que la Justicia no debe “adelantar sentencias”. No se ha confirmado si al decir esto se refería al expresidente Ollanta Humala, a Alberto Fujimori o a ambos.

No queremos una Justicia mediática que adelanta sentencias a su antojo ni el uso abusivo de las redes que envenenan y desprecia la horna de las personas. Hagamos una reconciliación de verdad, pensando en nuestra patria y nuestro futuro”, puntualizó.

El arzobispo dejó entrever que el Gobierno debe tener “espacio para el perdón”. ¿Acaso se refería al indulto humanitario para Alberto Fujimori?

“La historia nos premiará con su bendición o nos juzgará con dureza. No retrasemos más ese llamado fuerte de reconciliación que requiere de grandeza, de deponer pequeñeces y de tener un corazón magnánimo en donde haya espacio para el perdón”, señaló.

Cipriani Thorne consideró que no es deber del Estado definir políticas en torno a igualdad de género y derechos reproductivos. En específico, se refirió a políticas para la comunidad LGTBI y el aborto.

“El Estado no puede crear ni elegir a su arbitrio una concepción de la vida. Tal atribución, si la asume el Estado sería la más oprobiosa de las tiranías aunque se camuflara bajo apariencia de formas democráticas. Pretender imponer ideologías que se ponen de moda y que pretenden generar un pensamiento único bajo el título de “modernidad”. Despertemos la fuerza de nuestro ser peruanos. no perdamos más tiempos en discusiones ideológicas de unos pocos que no interesan al pueblo y que generan divisiones innecesarias”.